Existe relación entre la baja inteligencia y la homofobia, según estudio

Una pareja se besa durante un desfile del gay en Sonora. (Getty Images/El País).

No es un misterio las diferentes correlaciones entre la baja capacidad cognitiva y el apoyo de actitudes prejuiciosas o no igualitarias. Muchos también han sospechado de un vínculo entre personas homofóbicas y un coeficiente intelectual medio bajo, pero es bueno saber que se confirme. Un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Queensland encontró una fuerte correlación entre una inteligencia más baja y tener opiniones prejuiciosas sobre las parejas del mismo sexo.

Se examinó una muestra de 11.564 australianos y analizó los datos de la encuesta ‘Household, Income and Labour Dynamics in Australia’ (HILDA) de 2012, que hizo preguntas para evaluar las capacidades cognitivas de las personas. Finalmente, los investigadores compararon sus resultados con los de otro estudio realizado en la encuesta HILDA de 2015, que preguntó a los encuestados sobre su actitud hacia la igualdad de derechos.

Una de las preguntas del estudio les pedía que estuvieran de acuerdo o en desacuerdo con la afirmación «las parejas homosexuales deberían tener los mismos derechos que las parejas heterosexuales» en una escala de 1 (muy en desacuerdo) a 7 (totalmente de acuerdo).

Como ya se iba esperando, los resultados mostraron que cuanto más baja es la inteligencia cognitiva de un individuo, más probable es que muestre tendencias homófobas. Esto no significa necesariamente que tener un bajo nivel de inteligencia sea una causa de homofobia, sino que existe una fuerte correlación entre ambos.

El vínculo fue más fuerte cuando se evaluó la capacidad verbal de la muestra, pero aún se mantuvo especialmente fuerte después de que los investigadores incluyeran otras variables, como la educación y el nivel socioeconómico de los participantes.

«Este trabajo se suma a los conocimientos existentes al proporcionar los primeros análisis de las asociaciones entre la capacidad cognitiva y las actitudes hacia las cuestiones LGBT. Los individuos con baja capacidad cognitiva son menos propensos a apoyar la igualdad de derechos para las parejas del mismo sexo», escribieron los autores en el artículo.

«Nuestros resultados sugieren que las capacidades cognitivas desempeñan un papel crítico, aunque subestimado, en el prejuicio», concluyeron los autores de ese estudio. «En consecuencia, recomendamos que se preste más atención a la capacidad cognitiva en la investigación sobre el prejuicio y que se integre mejor la capacidad cognitiva en los modelos de prejuicio».

Por otro lado, un estudio de 2012 publicado en Psychological Science, descubrió una correlación similar entre la capacidad cognitiva y el mantenimiento de actitudes prejuiciosas. Analizando 15 874 conjuntos de datos en el Reino Unido. Los investigadores descubrieron que una menor inteligencia en la infancia predecía un mayor racismo al llegar a la edad adulta, y este efecto fue mediado en gran medida por la ideología conservadora.

No está demás mencionar que muchos estarán en total desacuerdo con los resultados de estas investigaciones, y sin importar el argumento que utilicen, es probable que continúen siendo un problema por buen tiempo más.

Los autores sugieren que las estrategias que implican una mayor participación en la educación de los jóvenes y la mejora de los niveles de capacidad cognitiva en la población en general podrían ser un paso importante para erradicar los prejuicios hacia las parejas del mismo sexo.

Los detalles de la investigación aparecen en un artículo publicado en la revista Intelligence.

Brandon Córdova

Redactor de ciencia para Enséñame de Ciencia y comunicador científico en Somos Cosmos. Estudia Ingeniería Ambiental en la Universidad Privada del Norte (UPN).

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: